Friday, August 26, 2016

Un par de zapatos para 8000 kilómetros


La última vez que publiqué en el blog estaba soltera, gorroneaba en la casa de mis padres, vivía en Canarias e iba por pan a la panadería. Ahora estoy casada, compito en la yincana de la emancipación, vivo a 8000 kilómetros de mi tierra y voy por bread a la bakery.

Le pedía cambios al universo, pero ¿tantos?


Han pasado casi dos meses desde tantas novedades y aún me parece que todo a mi alrededor es una película en la cual me he colado sin saber bien cómo.  Miro cada día las paredes que me rodean y me cuesta reconocerlas como mi propio hogar.

Muchos cambios en poco tiempo y muchas emociones nuevas. Todas ellas llegaron aquel día, cuando me puse los zapatos en casa y me los quité al otro lado del Atlántico. Fue el día que tocaba crecer, avanzar, dar un paso (o varios) más. Hacerlo ha sido positivo, gratificante, sorprendente… Pero también ha conllevado elegir, renunciar, arriesgar y enfrentar miedos.

Todo está siendo como una gran aventura. Pese a la monotonía de algunos días, siempre hay algo nuevo que contar. Por ello, no he tardado en construirme mi propia burbuja, mi rincón para soñar, contar y crear. En definitiva, un pequeño estudio que, cariñosamente, llamo “La Frikioffice”. Desde aquí práctico la “Garabatoterapia”, un método infalible para desahogar penas y compartir alegrías a través de garabatos y palabras.

Nos vemos leemos pronto…




Image Map

No comments:

Post a Comment